Farmacia Noticias Sala de Prensa

FEFE rechaza la medida de suprimir los descuentos entre fabricantes y oficinas de farmacia, que es el margen para que subsistan la mayor parte de las farmacias, especialmente las de la España despoblada y las rurales

Luis de Palacio, presidente: “si el farmacéutico no tiene margen se verá abocado al cierre, lo que conlleva pérdida de empleos y de atención al paciente”.

La medida anunciada por el Gobierno de suprimir los descuentos pactados entre fabricantes y oficinas de farmacia, que no afecta al coste del medicamento, supone reducir el margen empresarial que repercutirá en la subsistencia de la mayoría de las farmacias, especialmente de las España despoblada y de las rurales, lo cual traerá consigo una pérdida de empleo y de atención al paciente, según FEFE (Federación de empresarios farmacéuticos españoles).

“Es una medida intervencionista en un sector ya regulado en sus márgenes, que no fomentará los genéricos. Aún más, provocará el mismo efecto que tuvo la prohibición en su día de descuentos por encima del 10% en genéricos, que tan poco resultado produjo y que hubo de ser derogada”.

Es una bajada de márgenes por la vía de hecho que no se acompaña de una medida compensatoria que garantice el mantenimiento de la red de farmacias y por ende del empleo y de la debida atención al paciente. “La medida afectará de lleno a la parte del sector que pone 2/3 del empleo directo en la cadena de valor del medicamento. Va a generar desempleo”.

FEFE propone descartar tal medida y priorizar los abastecimientos frente a las bajadas de precios que aumentan el riesgo por falta de interés económico y que los medicamentos financiados tengan un precio mínimo de 3 euros, en línea con Europa. Se trata también de que el paciente no pierda la adherencia (continuidad del tratamiento) por la indisponibilidad del medicamento.

Por otra parte, FEFE defiende un plan de incorporación real de las oficinas de farmacia a las políticas de desarrollo de atención primaria, con un papel mucho más relevante del farmacéutico como agente de salud, para lo cual es necesaria una dotación presupuestaria para información y formación del personal de farmacia.

Finalmente FEFE pide que los biosimilares se puedan dispensar en las 22.000  farmacias y no exclusivamente a través de 500 hospitales, lo cual evitaría “un copago en la sombra” que se produce en el tiempo de desplazamiento del paciente y en la pérdida de horas laborales.

FEFE

FEFE

Gabinete de Prensa y Comunicación de FEFE

Añadir comentarios

Escribir un comentario

Suscríbete al boletín de la farmacia

Temáticas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies